201124-es-news-homicideyakima-1

Los miembros del equipo SWAT de Yakima se encuentran cerca de un vehículo blindado de la policía de Yakima en una casa de Gleed, donde la policía arrestó a tres sospechosos en un homicidio de pandillas de Yakima, el 21 de noviembre.

Los sospechosos arrestados en el tiroteo fatal de un hombre cerca de Hy’s Mini Mart en Yakima el viernes afirman que el tiroteo fue en defensa propia, según documentos de la corte.

En una declaración jurada ante la Corte Superior de Yakima, los oficiales de investigación afirmaron que los dos sospechosos clamaron autodefensa en declaraciones a oficiales luego de ser arrestados en una casa sobre la autopista Old Naches un día después del tiroteo. El tercer sospechoso se negó a declarar ante los oficiales que lo arrestaron.

De acuerdo con la declaración jurada, un video de Hy’s Mini Mart mostró una pelea entre la víctima, identificada como Marcos Iván Mendoza-Guillén, y los tres sospechosos, seguida de un tiroteo minutos después en la esquina entre las avenidas Custer y Lincoln en donde Mendoza-Guillén recibió un disparo mortal. La policía declaró que la pelea y el tiroteo fueron provocados por pandillas rivales.

En la declaración los investigadores reportaron que cuentan con un video del tiroteo, pero que no pudieron determinar quién abrió fuego. Un oficial reconoció a los sospechosos por contacto de la semana pasada y una pista los condujo a la casa sobre la autopista Old Naches.

Dos de los tres sospechosos se presentaron a su comparecencia preliminar ante la Corte Superior del condado de Yakima el lunes. El juez Richard Bartheld ordenó que ambos hombres fueran detenidos bajo una fianza de 250 mil dólares. Los hombres se presentarán a la lectura de cargos el 7 de diciembre.

El tercer sospechoso es un joven de 15 años y sus audiencias ante la corte se llevarán a cabo por separado a menos y hasta que sea transferido a una corte de adultos. Los tres sospechosos enfrentarían posibles cargos por disparar desde un vehículo.

Una autopsia practicada el sábado determinó que Mendoza-Guillén falleció de heridas de bala en el pecho y en el abdomen, y que su muerte fue un homicidio.

Load comments