211020-es-news-jurors

ARCHIVO — Deryk Alexander Donato, de 25 años, compareció ante la Corte Superior del Condado de Yakima, el 3 de enero de 2019, para ser procesado por cargos de haber matado a un compañero de prisión en una unidad de pandillas en la cárcel del condado de Yakima.

Comenzó la selección del jurado para el juicio por asesinato de un miembro de la pandilla Norteños acusado de matar brutalmente a otro pandillero en la cárcel en 2018.

Deryk Alexander Donato, de 28 años, es acusado de asesinato agravado en primer grado por la muerte de Jacob Ozuna, de 36 años, el 9 de diciembre de 2018.

Más de 130 jurados potenciales se presentaron en dos turnos en la Corte Superior del Condado Yakima, donde llenaron cuestionarios. El juez Kevin Naught les dijo que se espera que el juicio dure tres semanas.

Donato es uno de los tres hombres acusados de la muerte de Ozuna en la unidad de la pandilla de los Norteños en la cárcel del condado.

Los fiscales alegan que Donato y los otros – Julián Luis González y Felipe Luis Jr. – atacaron a Ozuna en el piso superior de la unidad de alojamiento justo después que este cantó el "Happy Birthday" por teléfono a su hija, que entonces tenía seis años.

El ataque, que duró más de 13 minutos, fue captado por las cámaras de seguridad de la cárcel.

En el video, Ozuna fue pateado y golpeado repetidamente hasta que quedó inconsciente, luego lo arrastraron por sus piernas sobre el piso y las escaleras, con su cabeza golpeando cada escalón mientras bajaban. En el suelo, Ozuna fue atacado nuevamente después de que moviera un brazo, dijeron los fiscales.

La autopsia determinó que Ozuna murió por múltiples golpes en la cabeza.

Los fiscales alegan que Ozuna, que estaba en la cárcel acusado de asesinato por la muerte de Darío Alvarado a principios de ese año cerca de Toppenish, fue asesinado porque violó las reglas de la pandilla al matar a otro miembro de la misma sin autorización.

Donato es el último de los tres en ir a juicio.

González, de 22 años, se declaró culpable de asesinato en primer grado y fue condenado a 24 años de prisión. La declaración de culpabilidad, realizada en marzo, permite que González sostenga su inocencia mientras admite que los fiscales tenían suficientes pruebas para condenarle.

En junio, miembros del jurado declararon a Luis, de 22 años, culpable de homicidio involuntario, rechazando los cargos de asesinato, y fue condenado a 12 años y tres meses de prisión.

Load comments