Lucy's Salon

Lucero Valencia, de 26 años, corta el cabello de un cliente en su salón en Yakima, el 31 de mayo.

Lucero Valencia, de 26 años, abrió su propio negocio en 2015.

Con el apoyo de su madre le dio vida a lo que hoy se conoce como Lucy’s Paradise Salon en Yakima.

¿Hace cuánto tiempo reside en el valle?

Vivo en Yakima desde hace 21 años.

¿Por qué decidió empezar su propia empresa?

Desde que estaba pequeña solía peinar a mi madre, ha sido mi vocación desde chica.

¿Qué características hacen único su negocio?

Me gusta ponerle humor a mi trabajo, trabajo con alegría para transmitirle esa buena vibra a mis clientes.

¿De dónde surgió el nombre de su negocio?

Lucy’s, es por mi nombre y Paradise porque creo que es una palabra que encierra todo lo que las personas queremos.

¿Cuáles fueron los desafíos más grandes que tuvo al establecer su negocio?

Creo que uno de los desafíos es anteponerse a los prejuicios de algunas personas que piensan que porque eres joven no tienes la capacidad suficiente de administrar un negocio.

¿Cuál sería su estrategia para mantenerse en el mercado?

Quiero mantener la calidad y la amabilidad en mis servicios.

¿Cuáles son sus metas a corto plazo?

Tener un espacio más amplio es en lo que estoy trabajando ahora.

¿Cómo aprendió su oficio?

Me gradué de una escuela de belleza.

¿Qué otro tipo de trabajo o experiencia empresarial ha tenido?

Trabajé en Burger King por varios años antes de iniciar mi propio negocio.

¿Qué le gusta hacer cuando no está trabajando?

Me gusta ir al cine, también disfruto mucho viajar por carretera, especialmente en verano.

¿Qué consejo o recomendación daría a quienes desean incursionar en el mundo empresarial?

Creo que todos nacimos con alguna habilidad para hacer algo, mi consejo es que descubran ese don, esa vocación para la que nacieron, después viene el trabajo, y hay que ponernos en acción, así es como se logran cosas en la vida.

Load comments