R & R Auto Repair-1

Robert Rojas, de 38 años, revisa el auto de un cliente en su taller de West Valley, el 1 de noviembre.

Tras trabajar por muchos años como mecánico de autos en Yakima, Robert Rojas, decidió emprender su propio taller de mecánica en West Valley.

“Mis servicios están basados en muchos años de experiencia trabajando en este campo, en el cual pretendo dar lo mejor de mí, cobrando precios razonables y justos”, comenta Rojas.

¿Hace cuánto tiempo reside en el valle?

Nací en el Valle de Yakima y Yakima ha sido mi residencia.

¿Por qué decidió empezar su propia empresa?

Por muchos años trabajé como mecánico en la concesionaria de autos de la Chevrolet aquí en Yakima, allí obtuve la experiencia necesaria no solo en asuntos de mecánica, pero también en servicio al cliente.

Conforme pasó el tiempo me di cuenta y dije: ¿porque no iniciar mi propio negocio sabiendo todo esto? Todo eso me motivó a iniciar este negocio.

¿Qué características hacen único su negocio?

Me especialicé en todo tipo de autos de la General Motors, eso no significa que no pueda trabajar en otro tipo de autos, mi taller se especializa en mecánica en general para todas las marcas y modelos, tratamos de dar el mejor servicio posible, porque de eso depende la supervivencia de un negocio.

¿De dónde surgió el nombre de su negocio?

Mi nombre en Robert Rojas, y el nombre de mi negocio son las iniciales de mi nombre.

¿Cuáles fueron los desafíos más grandes que tuvo al establecer su empresa?

Creo que el desafío más grande fue encontrar un local para establecernos. Por mucho tiempo buscamos uno y casi no había disponibles, y si lo habían no llenaban las expectativas.

Otro de los obstáculos fue el creer que yo podía iniciar este proyecto solo, creo que cuando iniciamos algo por nuestra propia cuenta siempre llegan esos pensamientos de si lo podemos hacer o no.

¿Cuál sería su estrategia para mantenerse en el mercado?

Mantener la calidad en nuestro servicio será mi enfoque principal. Luego, ayudar o todas las personas posibles cobrando precios razonables y justos. Esas serían mis estrategias principales.

¿Cuáles son sus metas a corto plazo?

Primeramente, darme a conocer en la comunidad, luego me gustaría contratar más trabajadores para expandir mis servicios en otros lugares.

¿Cómo aprendió su oficio?

Trabajando en diferentes concesionarias de autos en el Valle de Yakima, fue donde aprendí este oficio de la mecánica, no solo la mecánica si no también a saber tratar con las personas.

¿Qué le gusta hacer cuando no está trabajando?

Lo que más me apasiona es el futbol, aunque en este momento no juego, sí dirijo un equipo de chicos de entre 12 y 13 años, que juegan en la Liga Azteca. También he sido entrenador de mis hijas.

¿Qué consejo o recomendación daría a quienes desean incursionar en el mundo empresarial?

Mi consejo es que se tracen metas y tengan una en específico para enfocarse en ella, luego que trabajen para alcanzarla, La clave está en iniciar con algo, las cosas no llegan solas, hay que salir a buscarlas con fe en poder alcanzarlas.

Nota de la editora: Esta nota fue editada para corregir el número de teléfono que se publicó en las ediciones impresa y digital el 7 de noviembre. El número de teléfono de contacto correcto es: 509-571-1718.

Load comments